¿Por qué celebramos el Día del Trabajador?

El 1° de mayo se conmemora el Día del Trabajador en homenaje a los Mártires de Chicago, grupo de sindicalistas anarquistas que fueron ejecutados en 1886.

Ese año, una organización de trabajadores “Noble Order of the Knights of Labor” logró que el sector empresarial cediese ante la presión de las huelgas.

8 horas de trabajo:

El presidente de Estados Unidos promulgó la Ingersoll estableciendo ocho (8) horas de trabajo diario.

Como los empleadores se negaron a acatarla, los trabajadores de la ciudad de Chicago el 1º de mayo iniciaron una huelga y realizaron una manifestación con más de 80.000 trabajadores.

A partir de allí, el conflicto se extendió a otras ciudades, logrando que más obreros pararan en 5.000 huelgas simultáneas.

Trabajadores de la fábrica Mc. Cormik

Esta fábrica no reconoció la victoria de los trabajadores y el 1º de mayo de aquel año la policía disparó contra los manifestantes que reivindicaban el nuevo acuerdo en las puertas de la fábrica.

Durante los días siguientes murieron más trabajadores, hasta que el día 4 de mayo una bomba estalló contra las fuerzas policiales.

Este suceso se conoce como “el atentado de Haymarket”.

Juicio a los trabajadores

El 21 de junio de 1886 comenzó el juicio a 31 obreros acusados de ser los promotores del conflicto.

Todos fueron condenados, 2 de ellos a cadena perpetua, 1 a quince años de trabajos forzados y 5 a la muerte en la horca.

La culpabilidad de los condenados no pudo probarse en el juicio.

En la actualidad

Muchos países rememoran el 1º de mayo como el origen del movimiento obrero moderno.

Hay algunos que no lo hacen -en general países de colonización británica- como Estados Unidos, Canadá y Nueva Zelanda.

En la Argentina

El 1° de mayo es feriado nacional, además para los trabajadores rigen varias leyes:

  • 4.661 de descanso dominical;
  • 9.688 que establece la obligación de indemnizar los accidentes de trabajo y las enfermedades profesionales;
  • 11.544 que limita la jornada laboral a 8 horas; y
  • Ley “de despido” que trata del preaviso y de las indemnizaciones correspondientes.